top of page
  • Foto del escritorLa Ronde

Silk Road Mountain Race / El desafío de una vida.

La Silk Road Mountain Race es una non-stop, en autonomía, guiada por GPS a través de las montañas de Kirguistán.


Foto: SRMR

El reloj nunca se detiene y no hay premios finales, tampoco categorías. La mayor recompensa es la de haber cabalgado un legendario caballo indomable.


La SRMR recorre caminos de grava, senderos de montaña y viejas pistas forestales de la era soviética que han quedado olvidados y en mal estado durante demasiado tiempo.

Foto: SRMR


El asfalto es un lujo escaso, con unas cuantas zonas donde tendréis que atravesar a pie mientras gestionáis, en autonomía y muy probablemente solos, las grandes distancias que hay entre los puntos de avituallamiento / check points.


La carrera comienza el 12 de agosto de 2023 a medianoche desde el sur de Kirguistán.


Foto: SRMR

Los participantes deben enfrentarse a partir de ese momento a un desafío de 1900 kilómetros, con grandes cambios de altitud, alteraciones en el clima y dificultades constantes, con el único apoyo que podrán encontrar en los tres puntos de avituallamiento en los que sellarán su “pasaporte de ruta”.


Dormir en vivac, gestionar la alimentación, las horas de pedaleo o de sueño. La alegría, la frustración, el agotamiento. Una aventura extraordinaria en un entorno que se recorre una vez en la vida.


Seguidos por un tracker GPS que garantiza su localización, deberán concluir el recorrido antes de dirigirse a la línea de meta en Cholpon Ata.

Foto: SRMR


La fecha y hora límites son la del 26 de agosto, a la conclusión de la fiesta que cierre la aventura.


Quien llegue en ese espacio de tiempo, será considerado finisher y podrá beberse unas cervezas locales para celebrarlo.


¿Es difícil? Extremadamente complicada, llena de dificultades y de incierto éxito final.

Y por todo ello, fascinante. La aventura de una vida.






Os dejamos también un vídeo documental de su primera edición:





bottom of page